EL CASO AMAZON

Los auriculares de una startup alemana cuentan con unas
reseñas formidables en Amazon: si quieres saber quién
está detrás de estos comentarios falsos, sigue leyendo…

El mercado está inundado de dispositivos modernos de diferentes
fabricantes. La próspera empresa alemana Vonmahlense ha especializado en productos relacionados con el estilo de vida y emergió como de la nada con un elegante estand en la feria IFA de 2019. Poco después, recibimos los auriculares inalámbricos Concert one de este fabricante en la redacción. A decir la verdad, eran muy chulos, pero, por que costaban, en la prueba que hizo se realizó resultaron demasiado caros para la calidad que ofrecían en términos de sonido. Dichos clientes de Amazon, donde básicamente vende Vonmahlen sus productos, al parecer, lo veían distinto: “Merece la pena lo que valen” o “Espectaculares” dicen los comentarios. Un 83% de los usuarios les ha dado cinco estrellas. ¿Cómo es posible?
Tras una breve investigación, lo vimos claro estos usuarios valoran cualquier producto de forma positiva. Es más, muchos de ellos comentan los mismos productos como fundas de móviles, dispositivos de estimulación sexual, vitaminas…
Aquí algo huele mal.
La empresa está en fase de crecimiento y el joven equipo trabaja con empeño. En el salón de muestras,
hay también potentes estaciones de carga y accesorios para el móvil. Se puede ver que el fundador y director
Julian Thorm􀃅hlen está orgulloso “Queremos favorecer un estilo de vida tecnológico. En este ámbito, vemos
nuestra empresa como una de las pioneras”. Cuando le informamos de nuestros descubrimientos, se quedó de piedra. Trabajan a través de una agencia con Amazon y pretende comprobar si lo que decimos es cierto. Tras la visita, escogemos al azar productos de otros fabricantes y los examinamos con lupa. ¿No se había comprometido Amazon, con gran revuelo por parte de los medios de comunicación, a luchar contra las reseñas falsas? Las investigaciones de
lo dejan claro las estrellas no son de fiar.

La PRUEBA

Los auriculares Concert One causan muy buena impresión
a primera vista: packaging cuidadoso, alta calidad
al tacto, un diseño que recuerda a B&O o a Bose.
Pero al usarlos se te olvida su elegante aspecto: los cascos aprietan
en la cabeza mientras que la presión en los oídos es tan baja que se
resbalan fácilmente. No obstante, lo que más decepciona es el sonido:
no se escuchan mal y los bajos se perciben muy limpios, pero falta claridad
y brillo. Las voces suenan lejanas y detalles como la percusión se
pierden: esta misma calidad la puedes encontrar por la mitad de precio.

Información concedida y verificada por nuestros especialistas:


https://bulevardelchollo.com/